Última actualización: 17 abril, 2020

Nuestro método

11Productos analizados

19Horas invertidas

8Artículos evaluados

76Opiniones de usuarios

Aunque prácticamente fue ayer cuando se popularizó Internet de forma masiva, lo cierto es que en la actualidad parece que no podemos vivir sin estar conectados a la red de redes. Y la mejor forma de hacerlo es a través de las conexiones Wi-Fi. Sin embargo, en ocasiones estas no están fácilmente accesibles o simplemente están a una considerable distancia.

En estas circunstancias, una de las mejores soluciones consiste en recurrir a las antenas Wi-Fi de largo alcance. Con ellas es posible acceder a redes inalámbricas realmente alejadas. Algunas cuentan incluso con alcances de decenas de kilómetros. Afortunadamente, hoy en día existen algunos modelos de gran calidad entre los que elegir.

Lo más importante

  • Con las antenas Wi-Fi de largo alcance puedes acceder a redes inalámbricas ubicadas a grandes distancias e incluso realizar auditorías de seguridad las mismas.
  • Existen antenas Wi-Fi de largo alcance que pueden ir desde unas docenas de metros hasta decenas de kilómetros. En cualquier caso, es importante que tengas en cuenta que este tipo de dispositivos no están pensados para conexiones de corto alcance.
  • Para acertar en la elección de una antena Wi-Fi de largo alcance es importante que tengas en cuenta criterios de compra como el alcance, la compatibilidad, la ganancia y la potencia. Y, por supuesto, si te conviene adquirir una pensada para interiores o una pensada para exteriores.

Las mejores antenas Wi-Fi de largo alcance del mercado: nuestras recomendaciones

A continuación, te presentamos la selección de antenas Wi-Fi de largo alcance que hemos preparado para ti. La hemos elaborado incluyendo artículos muy variados. En ella, puedes encontrar desde la favorita de los usuarios online hasta una antena diseñada para su uso en camiones, barcos y autocaravanas. Todas ofrecen una muy buena relación calidad-precio.

La favorita de los usuarios online

Antena panel bidireccional con 26 dBi (decibelios isotrópicos) de ganancia y con una potencia de 1.200 W (vatios). Cuenta con el chipset Ralink RT3070L para realizar auditorías.

Se presenta en un diseño pensado para exteriores con un cable de 5 m. Alcanza velocidades de 150 Mbps (megabits por segundo) y es compatible con los protocolos IEEE 802.11b/g/n. Es ideal para equipos de sobremesa, para su uso en portátiles precisa un hub de 5 V (voltios).

La antena perfecta para los grandes viajeros

Una antena Wi-Fi especialmente pensada para caravanas, camiones, furgonetas o barcos. Ofrece una ganancia de 16 dBi para que puedas conectarte a redes lejanas. Viene con un cable de 5 m de longitud y se conecta a través de un puerto USB. Posee un alcance de hasta 1,5 Km.

Es compatible con los sistemas operativos Windows y MacOS, pero no con Linux. Alcanza velocidades de hasta 150 Mbps, siendo compatible con los protocolos IEEE 802.11b/g/n.

Nuestra apuesta por una antena de bajo coste

Antena Wi-Fi de doble banda 2,4 GHz y 5 GHz y con una ganancia de 5 dBi. Soporta velocidades de hasta 150 Mbps. Se conecta a través de un puerto USB. Es un dispositivo ideal tanto para equipos de sobremesa como para portátiles.

Muy fácil de instalar y compatible con sistemas operativos Windows y MacOS. Además, su precio es muy económico. Y viene con dos años de garantía del fabricante, quien asegura ofrecer soporte ante cualquier problema.

La mejor opción si necesitas una antena con una gran ganancia

Antena Wi-Fi con 36 dBi de ganancia para que disfrutes de un mayor alcance. Es compatible con sistemas operativos Windows. Además, es muy fácil de instalar. Viene con un cable de diez metros, ya que está diseñada para poder instalarla en exteriores.

Cuenta con dos conexiones USB para una mayor estabilidad de la conexión. Eso sí, el fabricante recomienda instalarla en una ubicación en la que no haya obstáculos para lograr un mejor rendimiento.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las antenas Wi-Fi de largo alcance

A la hora de comprar una antena Wi-Fi de largo alcance, es fundamental que tengas en cuenta una serie de cuestiones importantes. No olvides que existen distintos modelos de antenas Wi-Fi de largo alcance y que no todos ofrecen las mismas prestaciones. Por esta razón, en esta sección nos proponemos aclararte las principales dudas que puedas tener al respecto.

Un chico usando un ordenador

Si lo que necesitas es amplificar la señal Wi-Fi de tu red doméstica, lo que te conviene utilizar es un repetidor Wi-Fi. (Fuente: Naus: hgoIR_BbMVE/ unsplash.com)

¿Qué son exactamente las antenas Wi-Fi de largo alcance?

Las antenas Wi-Fi de largo alcance son dispositivos electrónicos diseñados para captar señales inalámbricas situadas a grandes distancias y que de otro modo resultan inaccesibles. En general, se conectan al ordenador a través del puerto USB. También se pueden utilizar para realizar auditorías de seguridad de redes inalámbricas.

¿Cuál es el rango de alcance de una antena Wi-Fi de largo alcance?

En la actualidad, es posible encontrar antenas Wi-Fi de largo alcance que ofrecen alcances teóricos de hasta varios kilómetros. Sin embargo, estos valores pueden verse alterados por distintos factores externos, entre los que destacan las condiciones atmosféricas, los posibles obstáculos, las redes de alta tensión o las distintas redes presentes en el entorno.

Una persona conectado a un router

Podemos distinguir entre antenas Wi-Fi omnidireccionales, direccionales y sectoriales.
(Fuente: Molodykov: 98149341/ 123rf.com)

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de las antenas Wi-Fi de largo alcance?

Las antenas Wi-Fi de largo alcance ofrece una gran cantidad de ventajas, especialmente para usuarios que necesitan conectarse a redes que se encuentran a gran distancia. Si quieres saber más sobre todos sus beneficios y desventajas, puedes consultar el siguiente cuadro.

Ventajas
  • Te permiten conectarte a tu red Wi-Fi desde lugares alejados.
  • Con ellas puedes realizar auditorías de seguridad de tu red Wi-Fi.
  • Te permite acceder a redes Wi-Fi gratuitas que se encuentren muy alejadas.
  • Hacen posible acceder a Internet desde lugares poco accesibles.
  • Te ayudan a disfrutar de una conexión más estable.
Desventajas
  • Se puede producir una merma de la calidad de la señal.
  • No existen una gran variedad de modelos de gran calidad.

¿Las antenas Wi-Fi de largo alcance permiten amplificar la señal Wi-Fi?

Si lo que necesitas es amplificar la señal Wi-Fi de tu red doméstica, lo que te conviene utilizar es un repetidor Wi-Fi. Con ellos, puedes hacer llegar la señal inalámbrica a las habitaciones a las que el router no es capaz de dar soporte. Si quieres saber más sobre estos dispositivos, puedes leer el siguiente artículo.

logo

¿Para quién es recomendable comprar una antena Wi-Fi de largo alcance?

Son especialmente recomendables para personas que necesitan acceder a conexiones Wi-Fi que se encuentran alejadas de su ubicación. En especial, para aquellas personas que deseen acceder a su red Wi-Fi desde un segundo domicilio no muy alejado del primero. Además, son igualmente interesantes para realizar auditorías de las redes inalámbricas.

Igualmente, te puede interesar disponer de una antena Wi-Fi de largo alcance si cerca de tu domicilio existen redes inalámbricas gratuitas. De este modo, puedes disponer de conexión a Internet completamente gratis y de una forma legal. También puedes necesitar una antena de largo alcance si quieres conectarte a Internet desde tu caravana, camión o barco.

¿Qué tipos de antenas Wi-Fi de largo alcance existen?

Podemos distinguir entre antenas Wi-Fi omnidireccionales, direccionales y sectoriales. Las primeras disponen de una antena que no es necesario orientar para captar una señal, ya que captan las señales inalámbricas en todas las direcciones.
Sin embargo, en general no ofrecen tanto alcance como las direccionales.

Las segundas, por su parte, cuentan con un panel o un componente que hay que dirigir en la dirección en la que se desea captar la señal. Normalmente, ofrecen un mayor alcance. Por último, las antenas sectoriales son una solución intermedia, pudiendo recibir señales en un rango de direcciones más amplio que las direccionales, pero inferior al de las omnidireccionales.

Una mujer conectado su móvil a u una red wifi

La correcta ubicación de la antena Wi-Fi de largo alcance es fundamental para poder establecer una buena conexión a una red inalámbrica. (Fuente: georgejmclittle: 41239090/ 123rf.com)

¿Dónde instalar una antena Wi-Fi de largo alcance?

La correcta ubicación de la antena Wi-Fi de largo alcance es fundamental para poder establecer una buena conexión a una red inalámbrica. En primer lugar, es conveniente colocarla en un lugar en el que haya la menor cantidad posible de obstáculos. Además, es recomendable que apunte en la dirección en la que se quiere capturar la señal.

Criterios de compra

Llegado el momento de adquirir una antena Wi-Fi de largo alcance, es fundamental que tengas en cuenta una serie de criterios de compra. A fin de cuentas, existen distintos modelos, pensados para cubrir las necesidades de diferentes tipos de usuarios. Para facilitarte la tarea, hemos seleccionado los criterios más importantes.

  • Antena para exteriores o interiores
  • Alcance
  • Tipos de conexiones Wi-Fi soportadas
  • Velocidad
  • Ganancia
  • Compatibilidad

Antena para exteriores o interiores

Lo primero que te debes plantear es si necesitas una antena pensada para exteriores o una pensada para interiores. Las primeras normalmente ofrecen un mayor alcance y suelen contar con cables de varios metros para su instalación. Lógicamente, son mucho más difíciles de desplazar si deseas utilizarlas en otra ubicación.

Las antenas Wi-Fi de largo alcance para interiores ofrecen un alcance considerablemente inferior y dado que no requieren de instalación se pueden transportar fácilmente. De este modo, son ideales tanto para equipos portátiles como para ordenadores de sobremesa. Además, a menudo su precio es más económico.

Un router blanco sobre una mesa

Antes de comprar una antena Wi-Fi de largo alcance, asegúrate de que sea compatible con el equipo al que la quieres conectar. (Fuente: Boonpong: 75428623/ 123rf.com)

Alcance

En segundo lugar, debes tener en cuenta que los valores de alcance que ofrecen los fabricantes son valores teóricos para unas condiciones óptimas, por lo que seguramente el valor real sea inferior. Además, es importante que tengas en cuenta que las antenas Wi-Fi de largo alcance tienen un recorrido máximo y mínimo, por lo que normalmente, no sirven para corto alcance.

foco

¿Sabías que las redes Wi-Fi se crearon hace veinte años y que en la actualidad las utilizan más de 30.000 millones de dispositivos?

Tipo de conexiones Wi-Fi soportadas

A la hora de comprar una antena Wi-Fi de largo alcance, es importante que tengas en cuenta a qué banda de frecuencia se conecta. Recuerda que actualmente se emplean principalmente dos: la de 2,4 GHz y la de 5 GHz. A la primera es a la que se conectan actualmente la mayoría de los dispositivos, por eso habitualmente se encuentran bastante congestionada.

Esto puede dar lugar a conexiones más lentas y más inestables. La banda de 5 GHz ofrece conexiones más rápidas y de mejor calidad. Nuestro consejo es que optes por una antena compatible con las dos, ya que aunque a la larga se van acabar imponiendo las conexiones dentro de la banda de 5 GHz, la mayoría de los equipos todavía emplean la de 2,4 GHz.

Velocidad

La velocidad de transferencia que es capaz de soportar la antena es un aspecto fundamental que no puedes pasar por alto. En especial, si necesitas una conexión rápida y estable para actividades como jugar a videojuegos o para ver contenido de alta calidad en streaming. Recuerda que habitualmente la velocidad de conexión se mide en Mbps (megabits por segundo).

Un teléfono y el símbolo wifi

Las antenas Wi-Fi de largo alcance son ideales para conectarse a las redes inalámbricas alejadas y/o para realizar auditorías de las mismas. (Fuente: Morisse: 85238898/ 123rf.com)

Ganancia

La ganancia de una antena Wi-Fi se mide en dBi (decibelios isotrópicos). De este modo, una antena con más dBi tiene una potencia mayor y, por tanto, una mejor calidad de señal. No es recomendable que apuestes por antenas con ganancias inferiores a 5 dBi. Si necesitas un dispositivo con una gran ganancia puedes apostar por equipos como el Wonect N4000A.

Compatibilidad

Antes de comprar una antena Wi-Fi de largo alcance, asegúrate de que sea compatible con el equipo al que la quieres conectar. Comprueba la compatibilidad, tanto a nivel de software como de hardware. En ese sentido, lo primero que debes revisar es que sea compatible con el sistema operativo de tu ordenador.

En general, no vas a tener grandes problemas para encontrar antenas compatibles con las diferentes versiones de Windows y de MacOS. Además, algunas también son compatibles con Linux. De todos modos, nuestro consejo es que leas los comentarios de otros usuarios, ya que algunas ofrecen un mejor rendimiento con unos sistemas operativos y no tan bueno con otros.

Resumen

Las antenas Wi-Fi de largo alcance son ideales para conectarse a las redes inalámbricas alejadas y/o para realizar auditorías de las mismas. Puedes encontrar desde dispositivos pensados para el ámbito doméstico hasta antenas para usuarios profesionales. Afortunadamente, es posible encontrar algunos modelos de gran calidad y con un precio no muy elevado.

Elegir la adecuada implica tener en cuenta la compatibilidad con los diferentes sistemas operativos, la ganancia, la potencia, las bandas de conexión a las que se puede conectar y la velocidad de conexión. Para facilitarte la tarea, desde reviewbox.com hemos seleccionado algunas de las mejores antenas de largo alcance disponibles en la actualidad.

Por último, si consideras que esta guía te ha resultado útil en tu proceso de elección, puedes dejarnos algún comentario o compartirla a través de las distintas redes sociales.

(Fuente de la imagen destacada: dolgachov: 103396836/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Jaime Caballero Filólogo e ingeniero
Escribir para mí es no solo una pasión, sino una necesidad. De niño me recuerdo siempre leyendo y escribiendo, siempre con una curiosidad que parecía no tener límite. Recuerdo también cuando cayó en mis manos mi primer ordenador, un Spectrum. Aún conservo la misma fascinación por la tecnología, la misma curiosidad. Sin embargo, a menudo, me pregunto: ¿sabemos realmente para qué la necesitamos y cuál es la mejor forma utilizarla?